A las brasas

Para conocer el momento ideal en el que debes abrir el fuego, tienes que observar que las brasas estén de color rojo vivo o vayan tomando ese tono gris apagado. Si aún están de color negro debes tener mucho cuidado, ya que podrían generar llamas que cocinarán antes de tiempo la primera capa de tu carne y que esta quede con sabor a los gases de la propia combustión del carbón.